Review: Still Life 2


Microids nos ofrece, tras Post Mortem y Still Life, la segunda parte tan esperada de las aventuras de Victoria McPherson.

Tomamos como ejemplo la primera parte para comentar el paralelismo en la aventura, si en la primera parte, eran ella y su abuelo los protagonistas de la historia, en esta segunda parte nos ponemos en la piel de la propia Vic y una periodista llamada Paloma Hernández, y cuyas historias iremos entrelazando hora tras hora de juego, que no dejarán indiferente a nadie. Comenzamos!!

Para adentrarnos en la aventura, hemos de conocer la semilla que hace crecer toda esta historia, y cuyos entresijos, repasamos:

En Still Life nos metemos en el personaje de Victoria McPherson, una joven agente del FBI, que debe investigar un caso de asesinatos en serie en la ciudad de Chicago, y del cual no tiene ni la más mínima pista. Pero todo cambiará cuando Victoria hace una visita a su padre por Navidad y tras unas conversaciones familiares descubre que su abuelo era un investigador privado. El interés de Victoria le conduce a leer los antiguos casos de su abuelo, que le revelan un caso con grandes semejanzas de multitud de asesinatos acontecidos en Europa desde finales de los años 20, con la actual cadena de asesinatos que asola Chicago.

Actualmente, Vic trata de encajar las piezas del puzle que le faltan, y a nosotros también, para reconstruir las esquinas que faltan del cuadro argumental del juego. Nos encontramos con Paloma Hernández, periodista feroz donde las haya, que trata de investigar a su manera los asesinatos de la Costa Este, en un principio, Paloma cuestiona a Victoria sobre su forma de trabajo y la lentitud en la resolución de los casos en serie. En cierto momento, y por sorpresa, recibimos una llamada suya con una invitación a tomar café y hacer cierta amistad, con el objetivo de unir fuerzas y descubrir al asesino, todo a cambio de exclusivas sobre el caso. Pero algo nos dice que no llegará a buen puerto…  ¿quieres saber por qué?

Analizamos otros aspectos más allá del propio hilo argumental, como puede ser los gráficos, la calidad musical, escenarios, puzles…
Por una parte, aprovecha el mismo motor gráfico que en la primera parte, con algunos retoques que cumplen bastante bien las necesidades del jugador. Los escenarios son completos, con buena ambientación e iluminación y la interactividad con otros personajes destaca por su sencillez. La mochila, por así decirlo, está limitada a ciertos objetos, y ya en la tercera pantalla, podemos volvernos un poco locos con el sistema de intercambio de ranuras y demás, llegando incluso a un posible bug, por así llamarlo.

La estética musical no es demasiado variada, pero si bien es cierto que te mete de lleno en la historia, ya desde el menú principal, que a mi parecer, tiene cierta elegancia en la presentación.
La cámara, con respecto al movimiento del personaje, si no tienes cierta experiencia con este tipo de juegos, puede llegar a ser tediosa, puesto que las diferentes estancias de un cuarto o una casa, no funcionan mediante desplazamiento lateral del ratón, y por tanto, hace que necesites ir, volver, regresar, a lo largo de todas las esquinas de ciertos lugares.
Añadir además, que en aspectos generales, es un videojuego llamativo a simple vista, que engancha, y cuya forma de avanzar en la aventura es tan atractiva, que te hace continuar hasta el final.
A mi parecer, resta puntuación no distribuirse en formato físico en nuestro país y tener que recurrir a otros sistemas de pago online para hacernos con él, lo que podría ser un punto negativo para los jugones más caseros.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: